La romería de la Virgen de Zapopan, la segunda más grande de México.

Por: ¡Soy Karla Aparicio y soy de Jalisco!

aparicio_nov_01

El 12 de octubre, mi bello Jalisco tiene doble celebración: el día de la Raza y la Romería de la Virgen de Zapopan, que es la segunda más grande de México.

 

Una experiencia de fervor

aparicio_nov_02Las tradiciones son raíces profundas que nos identifican y en Jalisco se conservan con mucho orgullo, una de ellas es la peregrinación del 12 de octubre en honor de la Virgen de Zapopan ¡Una experiencia única!

La Romería de la Virgen de Zapopan es una tradición del estado de Jalisco que se remonta a 1695, año en el que la Virgen salvó” a los pobladores de la zona, después de una serie de epidemias e inundaciones.

Se ha convertido en un fenómeno social y religioso de alcances insospechados, sembrando en la fe y la esperanza de la gente.

Nuestra Señora de Zapopan o Virgen de Zapopan, se venera en Zapopan, Jalisco. También se le conoce como La Generala, La Reina y Madre de Jalisco, La Estrella de la Evangelización, entre otros nombres más que ha recibido por parte del pueblo jalisciense. Es la patrona Universal de la Arquidiócesis de Guadalajara.

La Romería de la Virgen de Zapopan también conocida como la llevada de la Virgeno simplemente Romería de Zapopan, es una celebración religiosa, en donde la imagen original de la Virgen de la Expectación de Zapopan, es transportada de la Catedral Basílica de Guadalajara hacia la Basílica de Zapopan. Este traslado se realiza desde hace más de 280 años de manera ininterrumpida.

Una imagen peregrina de la Virgen de Zapopan sale a visitar las diversas parroquias de la ciudad de Guadalajara, a partir del 20 de mayo de cada año, las visitas culminan el día 9 de octubre con la llegada de la Virgen a la Catedral de Guadalajara. Posteriormente el día 11 de ese mes se realiza una Eucaristía en la Explanada del Instituto Cultural Cabañas, en donde se refrenda el patrocinio de la Virgen hacia toda la Arquidiócesis de Guadalajara.

Finalmente la madrugada del día 12 de octubre, la Virgen sale de la Catedral rumbo a su Basílica en Zapopan; cuando la Virgen arriba al mencionado destino, se realiza una eucaristía de bienvenida, en donde participan cerca de dos millones de peregrinos, la celebración es transmitida en vivo a través de la radio, televisión e internet.

Sin embargo, la Virgen no va sola, la acompaña su guardia de honor: el cardenal de Guadalajara, obispos, sacerdotes y seminaristas, así como danzantes de todo tipo. Esta es la fiesta de tradición religiosa más grande de toda Guadalajara, pues la Virgen de Zapopan vuelve triunfante a su Basílica.

 

Ritual, danza y tradición

aparicio_nov_03

Durante el recorrido se realizan presentaciones de bailes prehispánicos y tradicionales bellísimos, se convierte en un arcoíris de fiesta y de color. Este año participaron 33,850 danzantes, provenientes del Cuartel Real Unión de Danzas Autóctonas de Jalisco, el Cuartel General de Danzas Autóctonas de Zapopan, el Cuartel General de Danza de Chimalhuacán del Estado, Danzas Marianas y de otras entidades.

El maestro y danzante Jairo Helí, nos comparte un poco de lo que sucede con los bailes rituales de origen prehispánico: Estos ritos tuvieron un origen basado en el ciclo agrícola, el movimiento cósmico y desde luego el calendario solar, pero al sincretizarse la tradición cristiana y la pagana, mediante el teatro evangelizador, hubo una sobreexposición de dioses, una mezcla de santos patronos con las antiguas deidades. Los artefactos de sonido que llevan los danzantes en pies y muñecas generan un ritmo repetitivo, algo parecido a un mantra, que evoca la lluvia. Es mediante esta repetición, que los danzantes entran en trance y por eso pueden llevar a cabo el ritual durante más de 24 horas, pero la verdadera semilla de la tradición, el conocimiento, lo guardan los músicos, es por esto que se recomienda poner especial atención a los percusionistas, ya que a pesar de que el danzante es mucho más llamativo, la pureza del ritual va de la mano de los ritmos.

aparicio_nov_04

Los danzantes con sus danzas nos enseñan que cuando hay un buen motivo vale la pena todo. Vale la pena sudar, cansarse, desvelarse y hacer los sacrificios necesarios para llegar a nuestro destino.

Junto a los danzantes, acompañan a La Generala grupos de la Iglesia ataviados con uniformes y llevando banderas y pendones distintivos, también van órdenes sacerdotales, religiosas y el clásico chicotero, un hombre con una máscara de diablo que aparta a los curiosos de la zona por donde pasa la peregrinación, asustándolos con su chicote. La peregrinación comienza muy temprano y termina al medio día, con la colocación de la Virgen en su santuario.

 

UNESCO

aparicio_nov_05El evento religioso de la Romería de la Virgen de Zapopan pudiera convertirse en Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, al aceptar la inscripción la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO por sus siglas en inglés). Hasta el momento, integrantes de la UNESCO han visitado el municipio 10 veces para conformar el archivo de inscripción de la categoría.

En esta ocasión, el evento religioso tuvo como objetivo pedir a la Virgen de Zapopan y a Dios por los jóvenes y la paz de Jalisco, México y todo el mundo, tras la ola de violencia que afecta a los ciudadanos.

Así que ya sea por un acto de fe o por ver de cerca uno de los rituales sincrético-religiosos que más congregan feligreses en el país, o por sentir de cerca esta milenaria tradición que hace vibrar a cualquier mexicano, prepárate el próximo 12 de octubre para visitar Zapopan y ser testigo del encuentro de dos mundos.

Es una experiencia que al menos una vez en la vida valdría la pena que experimentar.