Hay que pintar nuestra vida de colores: Majo Fernández

Por: Rosaura Cervantes Conde

artista_feb_01

Para esta edición de febrero de revista Personae, conversamos con la maestra Majo Fernández, también conocida como “La artista de los pies descalzos”,  admiradora de Dalí, de Picasso y defensora de los animales. Fue una gran charla sobre la vida, cerrar ciclos, atreverse a hacer lo que a uno le gusta y hacer propuestas para un mundo mejor a través del arte.

La primera obra que vi de Majo fue un rostro de Dalí, en la que conjuga el figurativo y el realismo, lleno de colores y una mirada penetrante, expresiva en la  que no puedes dejar de verle los ojos. Te atrapa y te reta…

Majo ¿Cómo llega Dalí a tu vida?

Entusiasmada responde: ¡Fue y es mi modelo a seguir! Su arte siempre me impactó, siempre me ha parecido un genio y creo que no ha habido ni habrá nadie igual.

artista_feb_02

Señala que pasaba por un momento de crisis en su vida, en el que se conjuntaron los elementos correspondientes para dejar todo atrás y enfrentarse a todo y a todos, y cuando habla de esto último, tiene que ver, porque no faltó el comentario: “Del arte no vas a vivir”.

Definitivamente las cosas no suceden por casualidad, y justo pasaba por esa etapa cuando apareció una frase del propio Dalí que dice: “El verdadero pintor es aquel que es capaz de pintar pacientemente una pera rodeado de los tumultos de la historia”.

“A mí me llegó mucho esa frase, porque el pintor debe pintar su vida de colores a pesar de lo gris que puede estar su alrededor. Digamos que la primera obra que hice fue de Dalí y esto me condujo al camino del arte.

Majo comenta: “antes pintaba muy monocromático, eran muy grises, fue parte de la época en la que yo estaba viviendo, y ahora lo pinto todo de colores. Esa frase de Dalí cambió todo, transformó mi obra y con eso me identifico…”.

artista_feb_03

Hace una breve pausa, y orgullosa continúa: “Ahora la gente me identifica por los colores que utilizo en mis obras, ya identifican qué obra es mía, Majo es la que está pintando esos rostros de Dalí”.

-Otra obra que captó mi atención fue en la que integras a Dalí y a Picasso. Dos personajes importantes, con personalidad muy fuerte. Ríe y responde: Así es como vivo mi vida, muy intensamente y ellos fueron muy apasionados en todo lo que hicieron… Entonces, el arte se convierte en mi pasión, en mi forma de vida y me veo reflejada, ojalá fuera tan buena como ellos, mi sueño es llegar a ser alguien así de grande”.

“La serie que estoy haciendo en estos momentos la mitad es realista y la otra mitad es juguete… Esta obra que mencionas de Dali y Picasso, mitad es Pop Art y la otra mitad es realismo. La parte inferior de Dali tiene una vela porque se está derritiendo.”

Hasta el momento ha realizado alrededor de siete series, más aparte obras independientes.  

La pintura desde siempre formó parte de su vida: “De chica me encantó pintar, recuerdo que yo a los reyes (magos) les pedía colores, gises… Tenía mi pizarrón y siempre que salía del colegio, llegaba a casa y me iba al jardín a pintar. No lo hice profesionalmente hasta que hubo ese parte-aguas en mi vida y me clavé mucho en la pintura para mitigar un poco el dolor que tenía… Fue la forma de canalizar el dolor por medio de la pintura y fue como transformarme a mí”.

artista_feb_04

“Y esto se conjugó para cuando hice mi primera exposición, dije: ¡Esto es lo mío! Todo lo que traía atrás puedo plasmarlo en la pintura, de ahí que mis primeras obras –hace cuatro años- fueron muy monocromáticas, eran muy oscuras y ahora, conforme ha pasado el tiempo, plasmo mucho color”.

Si somos reales, la mayoría hemos experimentado episodios dolorosos, pero pocas veces nos atrevemos a salir de esa zona de confort en la que siempre hemos estado, aunque no sea sano… ¿Qué tanto te costó reinventarte, de dejar todo atrás?

¡Muchisímo! Primero por lo externo, a qué me refiero con eso, en México lo que es la cultura y el arte, no es muy reconocido y hay poco apoyo a los artistas. Vivir del arte es muy complicado, y segundo es realizar la obra y venderla. Hay que luchar siempre, pero en esta carrera en especial, lo es aún más, primero por encontrar mercado y segundo –insisto- siempre hay alguien que te dice, <si te dedicas al arte, te vas a morir de hambre>, y yo decía, no  me importa, al final estoy haciendo algo que me gusta… Preferí renunciar a un trabajo fijo que me dejara un ingreso fijo, y aventarme a algo que no sabía si lo iba a lograr…

Los expertos destacan que pintar ojos resulta complicado. Ríe y responde: ¡Sí! Pero en cada ojo me veía reflejada yo ahí. De hecho, varias personas que ven mi obra dicen: lo que veo son tus ojos y yo respondía: creo que los estoy pintando como yo me maquillo (ríe). Lo cierto es que con cada mirada captaba yo mí propia mirada, y entonces me veía reflejada en esos ojos.

artista_feb_05

“Eso es lo que te brinda el arte, que puedes expresar sin hablar y cada quien le va a dar un significado diferente. Yo no soy de la idea de explicar mi obra, porque creo que mi obra habla de por sí sola”

Majo, el altruismo ha sido otra de tus actividades que te llena mucho…

Las invitaciones han llegado, siempre he procurado levantar la mano para estas causas… Creo que eso ha jugado un papel importante en mi carrera, para que me reconozcan o entiendan quién es Majo Fernández. A mí, el altruismo, siempre me ha encantado y más cuando se trata de apoyar a los animalitos, si por mí fuera, ya tuviera una fundación.

Recuerda la primera vez que contribuyó en una subasta, la cual el 100% de la obra fue para ayudar a mujeres del reclusorio.

Escultura

artista_feb_06

La conversación nos lleva a la pieza intervenida para el proyecto Jemer, el cual consistía en pintar un elefante, obra de la artista Mónica Martín en la que participaron más de 25 artistas, y comparte de los riesgos de intervenir la misma, aunque el mayor fue enamorarse de las figuras en 3D, esto provocó que ella quisiera intervenir en la escultura: “La escultura llegó hace seis meses, había moldeado algunas piezas años atrás, pero nunca las saqué al público, ni a la venta ni nada, después de la participación que tuve de Jemer, El Elefante, fue cuando decidí hacer las esculturas para intervenirlas”.

“Fue muy chistoso cómo aprendí a hacerlas, porque yo tenía la convicción por  aprender, y lo confieso, lo hice con tutoriales en YouTube, vi cómo hacían desde el moldeado con plastilina, hacer los moldes y el vaciado con resina y fibra de vidrio, así que fui a comprar mi material, y a ensayar a prueba y error, fue una experiencia increíble. Fue un cambio total, ya que venía haciendo rostros femeninos, ojos y de pronto dejo eso para hacer esculturas”.

Creadora del concepto Toy

Majo Fernández ha desarrollado un proyecto increíble, que resulta muy interesante porque la finalidad es de salvar la mayor cantidad de animales a través del arte, se trata de la serie Toy, la propuesta consiste en realizar esculturas de animales en estilo hiperrealista, “los animales se han vuelto un juguete, entonces mi propuesta es una invitación al poner un alto a la cacería y también un alto a tener animales disecados como trofeo… Lo que se trata es respetar la vida y en lugar de cazarlos, adquirir Arte”.

artista_feb_07

Ella piensa que quienes hemos invadido el planeta hemos sido los humanos, no los animales, “me molesta ver animales muertos solo por diversión o placer, de ahí nace mi propuesta con Toy”.

La primera parte de la obra de Majo Fernández fueron mujeres, en las que destacaba rostros femeninos y ojos principalmente, “en la catarsis que tuve hace cuatro años,  yo me reflejaba mucho en las mujeres, todas mis obras contaban una historia -ya fuera personal o de la gente que estaba a mi alrededor-, escuchaba sus historias y yo las quería plasmar en rostros femeninos, en los ojos: para mí, los ojos es una ventana al alma… Entonces había muchos rostros que eran tristes y a mí la mujer se me hace una pieza muy delicada, y aunque hablemos que se persigue la igualdad entre hombres y mujeres, nunca vamos a poder ser iguales, por la fuerza física de ellos, pero también lo que me queda claro, es que no somos débiles más sí muy frágiles. Las mujeres podemos salir adelante a pesar de todos los obstáculos que tengamos, porque somos fuertes, eso es súper importante que lo descubramos, porque muchas veces no nos la creemos y desgraciadamente nos tiene que pasar algo muy fuerte para que veamos de los que somos capaces.

Observo que le apuestas al gran formato

artista_feb_08

¡Sí! Me gusta trabajar formato grande, unos podrán decir que es más fácil de hacer, para mí gusto luce más, pero la venta se hace más complicada por los espacios. Lo más grande que he hecho, ha sido de 4X3m en pintura y de 3.20m en escultura, que fue el caballo, Equo Fec 36, una figura de acero A36, con técnica de esmalte automotriz. Pero bien realizo otras en resina con fibra de vidrio; estoy metiendo un plus a mi escultura con bases de mármol o de cedro y eso levanta mucho la obra. Yo pinto en donde sea: mármol, parota (Madera), tela, mezclilla, tenis, etc.

“Soy muy inquieta y si me pones a escoger entre pintura y escultura, te digo que ambos, porque yo como artista tiendo a saturarme, yo misma me cansé de pintar en monocromático, rostros, ojos, entonces quise hacer algo nuevo para mí y que no todos hacen, que es escultura”. Si me preguntas cuál ha sido mi mejor obra, te respondería: “La Siguiente”.

Arte y negocio, ¿es posible?

Hay muchos artistas que dicen que no veas el arte como negocio, pero nosotros los artistas tenemos que comer, por ello tienes que ver alternativas, tal vez ya la persona no tenga espacio para colgar un cuadro más sí para poner una escultura.

Escucho cómo hablas de los animales, pero me llama la atención el tono tan amoroso que le das al caballo…

artista_feb_09

El caballo es elegancia! Tiene porte, bravura, fortaleza… Una fortaleza que se asemeja a la de la mujer, siento que somos muy parecidos.

Majo Fernández estuvo exponiendo a finales de enero en el Barrio de Artista en Puebla; próximamente participará en un megamural en la ciudad de México, para el cual le han solicitado tres obras de 40×40, todas basadas en azules con el tema autorretrato y además tiene participación en el Luxury Hall, también de la capital poblana donde intervendrán vasos de Starbucks y un porcentaje de esos vasos será para apoyar la Fundación “Nueva Esperanza” que cuida a niños con discapacidad, esto a nivel nacional, y a nivel internacional expondrá en Bogotá, Italia y París, que posteriormente nos compartirá los detalles.

“Mi lema es: “Conviértete en la Persona que hasta tú mismo, puedas admirar”.”