ELOÍSA GUTIÉRREZ

Una reina boliviana muy mexicana

COMPARTIR

Facebook
Twitter

Eloísa Gutiérrez

 

Literal es una reina de belleza boliviana presentando regional mexicano, música con la que creció la conductora de Noche de reinas de Bandamax, Eloísa Gutiérrez, ya conquistó la televisión de su país natal y ahora expande horizontes.

Hija de una reina de belleza nos confiesa: “He estado en la televisión desde que tengo memoria, empecé con programas infantiles que prácticamente estaban en mi ciudad y cosas así, porque la comunicación fue lo que primero me llamó la atención. La televisión para mí siempre fue un sueño”.

En 2014 fue Miss Bolivia, ganándose con ello el reconocimiento internacional y más premios que cualquier boliviana; le llegaron ofertas de televisoras, pero ella esperaba la indicada. Unos días antes de entregar la corona le llamó la principal televisora local: “Me dan el programa más importante en rating en toda Sudamérica que era más o menos como un Exatlón, el cual llamaba Calle siete para conducir y como a las dos semanas, recuerda que en ese entonces yo tenía 16 años, y me dieron un programa más o menos como Hoy que se llama ya La batidora, y así sucesivamente. Me decían “El huracán” porque en dos años yo ya había pasado por todos los formatos habidos y por haber, te estoy hablando desde conducir realities hasta el noticiero”.

 

Eloísa Gutiérrez

 

Llegó el momento de crecer más: “Tenía 18, 19 años, entonces dije, «no puedo encasillarme en el noticiero, eso no es para mí», ya era momento de ver más allá. México había sido siempre el país en el que yo quería vivir, en el que quería crecer. Mi mamá era fanática de que yo estuviese en Televisa y mi papá es fanático de todo lo que tenga que ver con México con el regional mexicano y todo eso. Llega el momento en el que decido venirme para acá, fue una travesía porque me vine solo con mis sueños en la maleta, no más nada. Yo tenía una estabilidad económica, profesional, con carrera, con todo en Bolivia y cuando llego, prácticamente fue de cero porque no me abrían las puertas”.

Entró a estudiar a Casa Azul y posteriormente al Centro de Capacitación Artística de Televisa, y aunque había colgado los tacones, fue requerida para representar otra vez a Bolivia como reina de belleza en el Grand Slam, donde de nueva cuenta destacó su carisma y belleza.

Reconoce que los certámenes de belleza le han abierto muchas puertas: “La verdad es que me ha ido muy bien. Soy la primera boliviana que tiene 18 títulos de belleza, fue una plataforma en la que yo me movía muchísimo con todo lo que era prensa. Cada vez que yo tenía oportunidad de que me viesen en TV, yo la aprovechaba de una manera positiva porque quería que los certámenes se viesen un poco más allá de la belleza física, siempre fue como mi objetivo desde chica y lo estaba logrando”.

 

Eloísa Gutiérrez

 

Entonces la invitaron a un casting: “Yo pensé que me iban a llamar para Tele-Hit, ya sabes Sudamericana, mucho del reggaetón. Soy la boliviana más mexicana que tú vas a conocer, porque yo crecí con ese tipo de música, entonces me llaman, hago el casting en vivo y gracias a Dios a los pocos días me dicen «Vas a ser parte de la familia de Bandamax». Es ahí cuando recibo la noticia y me dan Qnews Bandamax, al poco tiempo, me dicen que me estaban tomando en cuenta para un proyecto propio. ¡Soy la primera boliviana en ser conductora de Televisa! Me dieron Noche de reinas, un programa súper femenino, innovando todo lo que es Televisa. Fue el primer podcast en vivo (jueves de 7 a 8pm) que está en todas las plataformas, y además de salir totalmente vivo por Bandamax, estamos en YouTube, Spotify, Instagram, Facebook, o sea todas, es un programa súper innovador”.

“El proyecto me alimenta en el sentido que yo puedo alzar mi voz, en una opinión mucho más femenina dentro del regional mexicano en México y el mundo. Para mí, este proyecto ha sido muy gratificante porque he podido llegar con una opinión muy propia, es pensar, es libertad de expresión desde el punto de vista de conducción, de entretener a la gente, desde un punto mucho más sincero”.

 

Eloísa Gutiérrez

 

La palabra reinas (incluida en el nombre del programa) no es muy bien vista en el feminismo, Eloísa comenta: “Muchas palabras se han satanizado, porque pueden tener su lado positivo o negativo, todos lo sabemos, mucho tiene que ver el sentido con el que uno lo dice. Los certámenes de belleza realmente han traído mucha controversia a lo largo de los años, porque hay conceptos que no son aceptados por la gente porque no son vistos de una manera positiva. Yo te puedo hablar de mi persona, mi experiencia, del concepto «reina», considero que es una representación digna de la mujer que todos tenemos porque todas somos únicas; entonces todas ya sabemos que podemos ser parte de esta comunidad que se debería formar con mucho amor, con mucha empatía y con mucho empoderamiento de la mujer. Todos tenemos opiniones diferentes, las cuales debemos respetar, y en este sentido, muchas personas piensan que los certámenes de belleza son sinónimo de discriminación, de conceptos negativos, y para mí no. Considero que uno siempre debe sacar lo mejor de sus experiencias, yo saco lo mejor que me ha pasado, claro que no ha sido miel todo el tiempo, creo que ha sido algo con lo que uno tiene que llevar; en un certamen, tú te pones la bandera de todo un país, te olvidas de lo negativo y haces que tu persona ya no es únicamente Eloísa Gutiérrez, sino es Bolivia y pasa lo mismo en la conducción, porque tú ya dejas de ser comunicadora que solo emites u opinión, empiezas a considerar la opinión de los demás, el respeto y la empatía, tienes un concepto mucho más neutro, más positivo… Cuando todo sale de corazón, con mucho amor y respeto a cualquier opinión de los demás, creo que es muy bien aceptada”.

 

Eloísa Gutiérrez

 

Respecto al avance del género expone: “La música evoluciona y creo que los jóvenes hemos evolucionado con todo lo que hay actualmente, se han roto fronteras, géneros, han hecho colaboraciones. Ha sido muy bueno que el regional mexicano abriera sus fronteras, el hacer fusiones donde incluyan a las nuevas generaciones. Ha sido un punto clave el hecho de que la música regional mexicana no se quede en los rincones de México y solo representando al país, sino que ahora están haciendo colaboraciones con sudamericanos como con Maluma, con gente que realmente que trae a la juventud muy prendida. Entonces, los jóvenes hemos volteado muchísimo a ver desde canciones muy antiguas hasta las más actuales porque se ha conectado más con nosotros”.

Sin embargo, para nuestra entrevistada no es nada nuevo: “Mi papá es uno de los galleros más reconocidos en toda Latinoamérica. Entonces él tiene muy arraigado todas las tradiciones mexicanas, yo nací con ello y él me dice «tú naciste con el cantar de los gallos y escuchando regional mexicano». Realmente me siento como en casa porque amo el regional, es algo que a mí me apasiona hacer. Amo sus tradiciones, tienen mucha cultura que explotar, mucha alegría, hacen que todo lo negativo se pueda ver de una manera positiva, eso es algo que admiro muchísimo. En mi corazón se pintan los colores de la bandera de México”.

Al tocar el tema de los palenques expone: “Es algo que a lo largo de los años ha causado mucha controversia, respeto mucho las opiniones, pero es algo con lo que yo crecí, entonces yo no puedo negar mis raíces porque quien niega sus raíces niega sus tradiciones y de dónde vino. Es algo que yo he visto toda mi vida que con mucha naturalidad”.

 

Eloísa Gutiérrez

 

Eloísa Gutiérrez estudió Ingeniería Comercial, y trabajando en los medios sabía que su nombre se convertiría en una marca, misma que lleva a otros horizontes, concluye mirando al futuro: “He presentado mi línea de ropa, ahora viene la de maquillaje, de zapatos y viene una expansión impresionante. Estoy trabajando con muchísimo esfuerzo, humildad y cariño hacia las mujeres que quieren verse y sentirse preciosas. El siguiente paso va a ser que cada una de mis prendas pueda llegar a todos los rincones de México y del mundo”.

POLÍTICA

Núm. 278 – Enero 2023

envío de sustancias ilegales

Ante el crecimiento del envío de sustancias ilegales por correo, senadoras y senadores legislaron en la materia.