LOS PENDIENTES DE TU CUERPO EN TIEMPOS DE PANDEMIA

COMPARTIR

Facebook
Twitter
¿Cuáles son las cosas que no has hecho por tu cuerpo? ¿Qué cosas te pide tu cuerpo que siempre dejas para después? ¿Cómo te alimentas? ¿Qué pensamientos recurrentes tienes?

 

En el artículo titulado Los pendientes de tu cuerpo –Personae, número 239 de octubre de 2019-, escribí acerca de las emociones que solemos aguantarnos y cómo éstas se van cristalizando en el cuerpo.

 

En esta ocasión abordo prácticas corporales que regularmente sabemos que nos hacen bien pero que la mayoría de las veces dejamos para después, para cuando haya tiempo, para cuando no tengamos tanta carga laboral, para cuando los amigos no nos llamen para ir al antro, para cuando no haya que cuidar de mamá, etc.

 

¿De qué practicas corporales se te ocurre que estoy hablando? En realidad de muchas, de las que por cuestiones personales mencionaré aquí, pero también de aquellas prácticas que yo no conozco y que tú sí conoces para tu bienestar.

 

Para comenzar, si eres una persona menstruante, es imprescindible conocer cómo funciona tu ciclo menstrual. Si te animas a saber cómo eres anímica, biológica y mentalmente en cada fase de tu ciclo, verás el provecho que le puedes sacar mes con mes; esta es una práctica muy importante para el autoconocimiento a partir de esta función corporal. Te invito a entrar en mi página de FbAmmarte Tierra, en donde podrás conocer los talleres virtuales que tengo para ti, para vivir tus ciclos menstruales de manera consciente, creativa y, por lo tanto, empoderada.

 

En cuanto a la alimentación, ¿comes más alimentos procesados que naturales? ¿Consumes mucha azúcar y harinas? ¿Tomas el agua que tu cuerpo te pide? ¿Sabes qué nutrimentos y en qué proporciones los tienen tus alimentos? ¿Cuántas veces te alimentas al día? ¿Desayunas antes de salir de casa? Si tuvieras la menor idea de cómo influye la alimentación en tu estado de ánimo, en tus relaciones, en tu vida en general, te detendrías a reflexionar y a informarte de una mejor manera para alimentarte. ¿Qué haces para limpiar tus intestinos? ¿Conoces la microbiota (flora intestinal) que compone tu sistema digestivo? Por cierto, si eres menstruante, la alimentación influye mucho en tu ciclo menstrual, incluso en el Síndrome Premenstrual, si es que lo padeces.

 

Vamos al sueño. Existe una disciplina de la Biología llamada Cronobiología, si buscas información de ésta, te darás cuenta de la importancia que tienen los ciclos de luz y obscuridad así como la alimentación en tu capacidad de dormir bien o mal, la cual influye también en todo tu funcionamiento biológico, mental y emocional. Recuerda, eres un todo interconectado y si se altera algo en tu cuerpo, esto repercutirá en general en el funcionamiento de todo tu sistema. Además, no sólo influyen los ciclos de 24 hrs al día. ¿Habías pensado que también las estaciones del año influyen en ti? ¡Sí! porque tienen que ver con la posición del sol y la rotación de la Tierra alrededor de éste, por ejemplo, en Primavera tenemos más luz del sol en algunas zonas del globo terráqueo, y en invierno menos, por eso existe la migración entre las aves, por mencionar un ejemplo, o la hibernación en los osos, además de que la temperatura, la presión y la humedad -tanto de la Tierra como de tu cuerpo-, también varían.

 

¿Qué tal el movimiento? ¿Qué tanto te mueves al día? ¿Cuántas horas al día pasas sentada frente a la computadora? ¿Cada cuánto tiempo te levantas para estirarte un poco, para ir al baño, para tomar agua? ¿Haces ejercicio? O aunque no hagas ejercicio formalmente hablando, ¿caminas un poco? ¿Bailas? Observa qué tanto te mueves al día. Aquí van por añadidura tus ojos y tu vista. El tiempo que pasas frente al computador afecta tu vista, lo mismo con las pantallas que ahora todo el mundo compra para tener en casa y ver series y películas. Dale descanso a tus ojos, hay ejercicios para los ojos, busca, infórmate, cuídate, ámate.

 

¿Cómo respiras? ¿Cuántos tipos de respiración conoces? ¿Sabías que la respiración influye mucho en tu estado de ánimo, en tu digestión, en tu sueño? ¿Te sientes cansado regularmente? ¿Roncas? La respiración, como todos sabemos oxigena nuestro cuerpo entero, pero depende de cómo respiras es la forma en que te estás oxigenando. Regularmente respiramos inhalando poco aire a nuestros pulmones, esto pone al cuerpo en constante estado de alerta. La respiración ideal es profunda, sintiendo cómo se infla tu tórax y también tu vientre, es el tipo de respiración que te oxigena bien y te mantiene en paz. La respiración corta y rápida es la que te ayudará a huir o atacar en caso de emergencia. Observa cómo, cuando te asustas, comienzas a respirar corto y rápido. Obsérvate siempre. Conéctate con tu cuerpo.

 

Mencioné la palabra pandemia porque estoy escribiendo este artículo justo en momentos cruciales en los que nuestro sistema llamado mundo está en crisis, en contingencia por el COVID-19, conocido como Coronavirus. Pero no lo mencioné sólo por eso, lo mencioné porque tengo desde el 2014 un proyecto que se llama AMMART, en el que promuevo, invito y acompaño a personas en el autoconocimiento y autoamor de su cuerpo, obviamente comencé algunos años antes conmigo, con mi autoconocimiento y mi autoamor. Ahora, a pesar de la pandemia, estoy tranquila porque me he cuidado desde hace varios años y sé que si llegara este virus a mi cuerpo, a pesar de que lo puedo pasar mal, saldré avante, porque desde hace muchos años tomé una responsabilidad que como adulta me toca: mi salud, la salud de mi cuerpo, de mis emociones y de mi mente. No te miento, hay veces que rompo mis propias reglas cuanto a alimentación o descanso, por ejemplo, pero cada vez soy más consciente de mí y de mí cuerpo. Estoy muy conectada con esta parte de mi Ser, lo cual me permite saber cuando hay algún desajuste y cómo va a ser su sintomatología, su proceso de recuperación y cómo todo esto, me conectará más conmigo misma.

Por eso, aprovecho este momento crucial para invitarte a que comiences a cuidar de ti, eres lo más preciado que tienes para ti misma, mismo. Y si tú estás bien, podrás estar bien para tu gente querida.

 

¿Te atreves a tomar la responsabilidad de tu salud, de tus emociones, de tu mente, de tu vida entera?  ¿Necesitas orientación o acompañamiento? ¡No dudes en escribirme!

 

Amaranta Medina Méndez

Fb: Ammarte Tierra

WA: 5514254505

SALUD

Núm. 250 – Septiembre 2020

septiembre 22, 2020
Asuntos destacados de 14 al 18 de septiembre 2020

Asuntos destacados de 14 al 18 de septiembre 2020